Problemas de pareja: ¿eres codependiente?

¿El solo hecho de pensar vivir sin tu pareja te provoca ansiedad, estrés o angustia? Podrías sufrir de codependencia. Sigue leyendo y descúbrelo.

4 JUL 2016 · Lectura: min.

PUBLICIDAD

Problemas de pareja: ¿eres codependiente?

*Este artículo forma parte de una trilogía sobre Problemas de pareja.

Cuando hablamos de relaciones de pareja debemos tener en cuenta de que se implican muchos factores como el respeto, el cariño o la confianza, que, al combinarlos, dan como resultado que la unión sea sólida, consistente y, sobre todo, saludable. Cuando este nexo provoca angustia, estrés, o nos obliga a olvidarnos de nosotros mismos para estar al servicio del otro, entonces estamos hablando de sentimientos nocivos que nada tienen que ver con el amor.

En muchas ocasiones, las personas codependientes no están conscientes de que tienen este problema. Sienten que solamente están muy comprometidas, y que viven para que su pareja sea feliz. El problema es que se abandonan a sí mismas, descuidando su autoestima y en casos extremos, su dignidad.

La persona codependiente se preocupa excesivamente por el bienestar del otro, descuidando sus propias necesidades, y en alguna medida se siente responsable de que el otro esté bien, como si fuera una redentora o súper heroína, capaz de rescatar de los problemas a los demás.

La generosidad y el altruismo que motivan su forma de actuar, realmente esconden una necesidad de controlar al otro. El planteamiento es más o menos el siguiente: "Si yo soy imprescindible para ti, me necesitarás y, por lo tanto, no me abandonarás". El riesgo que se corre es que la persona codependiente termine manipulando las situaciones a su favor para sentirse amada, porque cuando su pareja no responde a su gran amor, la persona codependiente experimenta episodios de tristeza, vacío, frustración y ansiedad.

El perfil de un codependientes se podría resumir así: 

  • Autoestima baja
  • Gran necesidad de aceptación y valoración
  • Mucha susceptibilidad a las críticas del otro
  • Dependencia afectiva (quiero estar contigo todo el tiempo, te necesito)
  • Miedo al abandono
  • Su energía la sacan de la otra persona, a la que consideran más débil y, por tanto, más necesitada de amor. 
  • Inseguridad

Cabe señalar que, así como en parejas sin ningún tipo de problema de fondo puede darse la codependencia, es en mayor medida cuando uno de los miembros de la misma sufre una adicción, cuando este tipo de dependencia emocional se dispara.

La pareja de una persona alcohólica, o bien, con una adicción a los estupefacientes, tiende a sentirse responsable por el adicto y deja de lado su propia vida para cuidar de él. En este proceso, la persona codependiente suele sufrir de constantes depresiones por la vida que escogió vivir, además, su autoestima se ve mermada, y se eleva considerablemente su nivel de estrés o de angustia.

No le pasa por la cabeza el hecho de no "ayudar" a su pareja en absolutamente todo lo que le pida, además de que siente que le tiene que decir que sí a todo, incluso aunque no se esté de acuerdo con las peticiones.

La codependencia se desarrolla en este tipo de relaciones porque, en general, no se acude con un especialista en el tratamiento de las adicciones y en la atención a los familiares del adicto, es decir, las personas codependientes. Ambos problemas pueden ser perfectamente tratados.

No te pierdas los artículos que completan esta trilogía:

Problemas de pareja: los más frecuentes: https://www.psico.mx/articulos/problemas-en-la-pare...

Rompimiento de la pareja: https://www.psico.mx/articulos/rompimiento-de-parej...

PUBLICIDAD

psicólogos
Linkedin
Escrito por

Psico.mx

Deja tu comentario

PUBLICIDAD

Comentarios 1
  • analleli

    Yo tengo muchos problemas con mi esposo porque se enoja mucho.

últimos artículos sobre codependencia