Psico.mx
Psico.mx
En Google Play En la App Store

El estrés en nuestra vida

​El estrés es un malestar bastante común en la actualidad. Llevar una vida acelerada, bajo presiones de cualquier tipo, influye a que las personas lo padezcan.

6 ago 2018 en Actualidad - Lectura: min.

psicólogos

En estos tiempo donde parece que nuestra vida es automática porque se vive día a día la misma rutina para conseguir múltiples objetivos; el querer cumplirlos, pero toparnos con diferentes circunstancias que los atrasan o los complican, puede llevar a desencadenar estrés.

El estrés no es más que una reacción del cuerpo ante situaciones dañinas, sin importar si éstas son reales o no.

La persona al sentirse amenazada produce una reacción química en su cuerpo que le evita tener lesiones. En otras palabras, el estrés es la respuesta de una sobrecarga de tensiones que termina por afectar el sistema nervioso; incluso puede desencadenar diferentes patologías.

Al igual, termina por dañar la conducta de las personas que lo padecen, lo cual les lleva a presentar diferentes cambios de humor, nerviosismo, pérdida de concentración, pérdida de cabello… aunque, también se acompaña de diferentes síntomas: aumento de frecuencia cardíaca, una respiración acelerada, los músculos comienzan a tensarse y la presión arterial aumenta.

¿Es tu caso? Averígualo en el test:


¿Por qué el estrés?

Son diversas las causas que provocan sufrir este tipo de síntoma; y se considera así porque es la respuesta de llevar una vida acelerada basada en presiones. Leamos los siguientes testimonios para comprender por qué se origina el estrés:

Testimonio 1

ChuckAmarth: "Mi trabajo me repugna, tuve la idea de emprender saliendo de la universidad, pero cedí a las presiones familiares de buscar un trabajo... Además, el nacimiento de mi hija me llevó a buscar uno mejor mientras me capitalizaba para emprender, pero oh señor, fui ingenuo. No me arrepiento de haber formado una familia, de hecho es la misma la que me motiva a pararme a aguantar gente detestable y de cierta manera crecer, pero me pone triste no poder darles más"

Testimonio 2

MarisaLuna: "Como todos, tengo cuentas que pagar, casa, luz, agua, camiones, comida, escuela, deudas, etc. Mis respetos a lo que tienen esos gastos y aparte mantienen una familia. Muy pocos trabajan en algo que les gusta, o por lo menos se sienten bien donde están. No es mi caso desde hace tiempo, con las presiones de mis gastos soporté muchas cosas, críticas de las demás, y un trato nada bueno de mi jefe, todos se daban cuenta que conmigo era diferente, más frío, más duro, más exigente, más impaciente, él solo me decía 'te presiono porque sé que puedes dar más', me lo creí durante mucho tiempo, hasta que ya no pude más, me hace mal estar con él, me siento una tarada y que nunca hago nada bien. Me esforcé como nunca en dar lo mejor de mí, pero estoy perdiendo la persona que era...antes era alegre, amable, paciente, servicial, pro-activa, con hambre de conocimiento, y ahora apenas veo migajas de eso."

Como se puede notar, el estrés se deriva en cualquier ámbito: laboral, familiar; por cuestiones económicas; intereses personales… Sin embargo, la siguiente lista también forma parte de los agentes más comunes que influyen a padecerlo:

  • Convivir dentro de una relación difícil, problemática
  • Estar ante eventos positivos o negativos que representen un cambio en la vida
  • Pensamientos irracionales y pesimistas sobre la vida
  • Llevar una vida muy ocupada
  • Presiones en el núcleo familiar

Síntomas del estrés

Los síntomas del estrés aparecen en algunos casos de forma muy agresiva, todo depende del nivel de estrés en cada persona. Pero, se convierte en un problema más serio cuando los efectos de los síntomas se acumulan; provocando que la persona se debilite.

El estrés desafortunadamente es una palabra que hoy en día es popular; en especial ante situaciones que no se pueden controlar; donde la rutina diaria exige más y más sin tener descanso; cuando un dolor de cabeza se apodera de la persona afectando sus deberes cotidianos. Sea cuál sea el síntoma y el factor que lo desencadena, el estrés es una sensación incomoda; pero lo peor, es que cada vez forma parte de la vida de las personas, lo cual significa que la salud mental, física y médica se ve mermada. Sin embargo, el problema empeora cuando pasa de ser un simple malestar a un trastorno insufrible; porque es cuando nuestro cuerpo se ve afectado: pierde vitalidad, energía, agota y desencadena otra serie de patrologías.

Por otra parte, el estrés comienza a manifestarse generando afectaciones en diversos aspectos de la vida, no sólo en las emociones, sino también en la salud física. Cada persona es diferente y presenta una reacción distinta ante el estrés, es por ello que los síntomas son variables.

shutterstock-571544830.jpg

Entre los síntomas más frecuentes experimentar son los siguientes:

  • Síntomas emocionales
  • Frustración, facilidad de sentirse agitado, temperamental
  • Pérdida de control con facilidad y dificultad para tomarlo
  • Dificultad para relajarse
  • Baja autoestima, sensación de tristeza y depresión
  • Evitar a otros

Síntomas físicos

  • Malestar estomacal
  • Cambios en la menstruación
  • Pérdida de cabello
  • Dolor de cabeza
  • Dolor en el pecho y ritmo cardiaco acelerado
  • Pérdida de capacidad sexual
  • Nerviosismo, temblores corporales
  • Boca seca y dificultad para tragar
  • Insomnio, resfriados frecuentes
  • Energía baja

Síntomas cognitivos

  • Preocupación constante
  • Desorganización
  • Incapacidad para concentrarse
  • Procrastinar
  • Comportamiento nervioso

Tener estrés va más allá de un síntoma físico, mental… representa una baja en la calidad de vida. Por sus características y forma en cómo se presenta, convierte a la persona en un blanco vulnerable a padecer diversas patologías que complican el cuadro médico, y de ser ignorado, pone en riesgo la vida de la persona.

¿Cómo lidiar con el estrés?

Como habrás notado, el estrés provoca síntomas poco favorecedores para la salud y es cuando nuestro cuerpo comienza a protestar. Para que tengas más noción, nuestro cuerpo trabaja al doble ante situaciones estresantes y es así como se va desgastando. El trabajo, una enfermedad, una mudanza, problemas de dinero, divorcios, vivir un duelo… Son algunos desencadenantes, pero es necesario buscar un camino que nos ayude a ganar bienestar, y que sepas esto sí es posible.

A continuación te compartimos algunos consejos que debes seguir a fin de lidiar con el estrés:

  • Inicia alguna actividad física. Se recomienda acudir a ello para tener una vida saludable. Sabemos que quizás en tu rutina diaria careces de tiempo, pero es necesario que te des un espacio para que así puedas sentirte bien. Practicar algún ejercicio, sea cual sea, ayuda a liberar endorfinas, lo cual no sólo mejora la forma física, sino que brinda bienestar en general.
  • Mejora tus hábitos alimenticios. El estrés también afecta el apetito, es importante que te asegures de comer de forma regular, sana y de manera equilibrada.
  • Duerme lo necesario. Te invitamos a que respetes tus horas de dormir. Es importante que el cuerpo descanse para así poder recuperarse e iniciar con tu rutina.
  • Medita. La meditación ayuda a disminuir el estrés. Existen diversas formas que te ayudarán a relajarte, puedes iniciar con las más simples. Por ejemplo, hoy en día la yoga se convierte en una herramienta que favorece a la salud mental y física.
  • Déjalo estar. Aquí nos referimos a que no hagas una tormenta en un vaso de agua, únicamente preocúpate por las cosas que realmente valen la pena y que no están en tus manos poder controlar. Por ejemplo, no te preocupes por cosas como el clima, eso no depende de ti.
  • Procura estar listo. Es decir, prepárate para aquellas situaciones que sabes que podrían desencadenar tu estrés. Por ejemplo, una mudanza, un cambio laboral…
  • No decaigas. Arriba esos ánimos, que nada ni nadie te quite esa vista preciosa que tienes de ver las cosas de manera positiva. Procura ver los cambios como un desafío positivo, nos tienen porque ser una amenaza.
  • Sé realista. A veces el estrés se ocasiona porque queremos cumplir objetivos que no están a nuestro alcance. Evita comerte al mundo en un solo bocado, es mejor ir poco a poco.
  • Diviértete un poco, se vale. Participa en actividades que te ayuden a relajar: práctica deporte, acude a eventos sociales, toma algún pasatiempo. Lo importante es evitar situaciones que generen estrés.
  • Aprende a decir no. Cuando la persona está ante una situación de estrés, por lo regular se convierte en un ser vulnerable a caer en drogas y alcohol. Aquí es importante que digas no, de lo contrario aumentarás tu nivel de estrés.

Estos han sido algunos consejos que te ayudarán a lidiar con el estrés, pero si después de practicarlos no notas algún cambio, es importante que acudas a consulta.

0 Me gusta

Deja tu comentario

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable: Verticales Intercom, S.L.
Finalidades:
a) Envío de la solicitud al cliente anunciante.
b) Actividades de publicidad y prospección comercial por distintos medios y canales de comunicación de productos y servicios propios.
c) Actividades de publicidad y prospección comercial por distintos medios y canales de comunicación de productos y servicios de terceros de distintos sectores de actividad, pudiendo implicar la cesión de los datos personales a dichos terceros.
d) Segmentación y elaboración de perfiles para finalidades de publicidad y prospección comercial.
e) Gestión de los servicios y aplicaciones que proporciona el Portal para el Usuario.
Legitimación: Consentimiento del interesado.
Destinatarios: Se prevé la cesión de los datos a los clientes anunciantes para llevar a cabo su solicitud de información sobre los servicios anunciados.
Derechos: Tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos u oponerse al tratamiento de los mismos o a alguna de las finalidades, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en psico.mx/proteccion_datos

Artículos relacionados